Nairo Quintana, subcampeón de la Vuelta a Cataluña
25 marzo, 2018
“Se le realizarán exámenes en su hombro”: Sky sobre Edgan Bernal
25 marzo, 2018

A 81 días de Rusia 2018

¡Solo faltan 81 días! Cada día, y hasta que comience la Copa Mundial, destacaremos un número relevante en la historia del torneo.

81 eran los minutos que había transcurrido del clásico entre Argentina y Brasil por los octavos de final de Italia 1990 cuando Diego Maradona tomó el balón en la media cancha, encaró para el área contraria y, tras apilar a tres rivales, cedió hacía su izquierda para Claudio Caniggia.

El Pájaro eludió a Claudio Taffarel y anotó de zurda el único tanto del encuentro.

Hasta ahí Argentina, que avanzó a octavos como uno de los mejores terceros de la fase de grupos, la había pasado mal ante el gran candidato al título.“En el primer tiempo nos podrían haber hecho dos o tres goles. En el entretiempo Bilardo sólo nos dijo, ‘traten de no dársela a los de amarillo’”, recordó alguna vez Cani para ESPN.

Aquella combinación entre Maradona y Caniggia desembocó en uno de los goles más recordados por la afición argentina, “porque nadie esperaba que le ganáramos a ese Brasil”, reconocía el ex delantero. La victoria catapultó al equipo hasta la final, donde caería con Alemania.

Al mismo tiempo, provocó una de las derrotas mundialistas más difíciles de digerir para los pentacampeones del mundo. “Ese gol, en un Mundial… No hay cosa más importante para un jugador de fútbol, ni más gloria, que eso”, sentenciaría el goleador albiceleste.

Compartir con...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *